¿Necesita España un Ministerio de Turismo ya?

En estas últimas semanas hemos visto como sale a la luz una nueva iniciativa con la que diferentes empresas y profesionales del sector turístico quieren dar a conocer la importancia que supone la creación de un ministerio de turismo para potenciar y promocionar la que es considerada la primera industria en España.  La campaña a sido llevada a cabo por el portal turístico Hosteltur, con el apoyo de varias empresas turísticas de renombre en el país.

Desde su página web la plataforma MINISTERIO DE TURISMO YA reclama la creación de un Ministerio de Turismo capaz de liderar y coordinar las acciones políticas entre las diferentes administraciones y las de éstas con el sector, que transmita la apuesta del país en favor del turismo y que asuma como propios los retos de esta industria en España. Sigue leyendo

En búsqueda de la Marca País en La República Dominicana

Imagen: Boletín informativo del Consejo Nacional de Competitividad

La Marca País puede definirse como un signo o medio que identifica un país y lo diferencia de los demás. Como toda marca, incluye —o puede incluir— un logotipo y un eslogan. Los principios del branding convencional son aplicables en general a países, regiones o ciudades, aunque con alguna diferencia metodológica. Así, la Marca País se apoya en la llamada “imagen país”, configurando ambas la base del country branding o nation branding, mediante el que se trata de construir, cambiar o proteger la reputación internacional del país en cuestión, su imagen en el exterior.

La Marca País tiene un fuerte componente turístico, pues suele formar parte de la estrategia de promoción turística del país. Dentro de una estrategia de promoción de un destino, la Marca País pretende utilizar los factores diferenciales del país para posicionar y hacer más competitivo el destino. Sigue leyendo

Redes empresariales para Pymes turísticas

 

En los #microdebates sobre innovación turística se habló de la necesidad de que las pymes turísticas se unan y formen redes para poder sobrevivir y crecer en un entorno globalizado, donde  el tamaño y las interconexiones de una empresa son fuente de ventajas competitivas.

Las grandes empresas en el sector turístico se han adaptado a la globalización económica a través de los procesos de integración – horizontal, vertical y diagonal. Además, la consolidación del sector turístico ha pasado por un fuerte proceso de internacionalización (ver por ejemplo la tesis doctoral de Ana Ramón sobre la internacionalización del sector hotelero español). Sigue leyendo